Divorcios

Pasar por un divorcio es una situación emocionalmente difícil y muchas veces complicada. Además de que le puede causar problemas físicos, psicológicos y por supuesto económicos. Especialmente para los hijos. Ya que muchas veces no solo puede representar el alejamiento físico de los hijos, sino también la pérdida de todos los bienes acumulados durante el matrimonio.

Divorcios con niños.

Un divorcio con hijos, no es un proceso fácil, porque es el tiempo de la separación de las personas más importantes de su vida: Los niños. Y muchas veces éstos tienen que alejarse de los padres. Entonces se debe de tomar una decisión importante con cuál de ellos quedarse. Suele pasar que el no ponerse de acuerdo, puede llegar a causar conflictos muy grandes, así que es mejor tener un mediador para arreglar de la mejor manera esta difícil situación. Muchos padres tienen que luchar fuertemente por hacer valer sus derechos y que eso no se convierta en una batalla de divorcio muy fuerte.

Divorcios con propiedades

El divorcio en sí es un proceso desgastante, pero lo es más, cuando hay propiedades de por medio. Sólo con una representación legal, puede garantizar un proceso justo para usted. No somos abogados, pero contamos con la representación de uno para que podamos velar por sus intereses

“Child support” o manutención de los hijos

Un padre tiene la obligación de mantener económicamente a su hijo (s) aunque estos no estén viviendo con ellos y solventar todos sus gastos, incluso si los padres se separan o se divorcian. Algunas veces esa cantidad no se delimita bien y solo se hace un cálculo aproximado que muchas veces no es favorecedor para ninguna de las partes. Es por esto, que es necesario que se asesore de inmediato para que pueda tener un buen arreglo de manutención.

Custodia legal

En la mayoría de los casos los padres tienen la custodia legal de los hijos, pero luego se desata una controversia de con cuál padre permanecerán viviendo, es ahí cuando un juez dicta una sentencia para tomar la decisión de con quién se quedarán los hijos. Nosotros lucharemos agresivamente por usted para que conserve la custodia legal y física de sus hijos.

Visitas a los hijos

Algunos padres tienen hijos sin estar casados, pero quieren cerciorarse de que realmente son los verdaderos padres de esos niños y conservar la custodia legal. Para eso tienen que realizarse algunos exámenes sanguíneos para determinar su posible o no parentesco con el niño (a) (s). Si alguno de los dos se rehusara a practicarse esa prueba, por medio de la corte puede recomendarle que se realicen los exámenes y a partir de esa noticia saber si aplica o no la paternidad y después solicitar la custodia legal. Solo una representación con experiencia lo ayudará a lograrla.